Si quieres sacarle más rédito económico a tu vivienda, no hay mejor solución que actualizarla. Y esto se consigue reformando algunas de las principales estancias de tu casa o renovando elementos decorativos imprescindibles capaces de darle una vuelta al estado físico de la misma. Alquílala o véndela más cara gracias a estas claves.

Las estadísticas son claras: llevar a cabo una serie de principales reformas en tu casa pueden aumentar el valor de ésta entre un 15% y un 20%. Da igual si hablamos de venta o alquiler, con una serie de reformas tu casa tendrá más valor. Y es que los futuros inquilinos se fijan más en una serie de estancias, detalles, características y elementos cara a decidirse o no en comprar o alquilar una vivienda (más allá de su precio, ubicación o tamaño, que como es lógico también son importantes). ¿Cómo revalorizar tu vivienda? ¡toma nota!

Las reformas más demandas en viviendas

Reformas en el baño

En las reformas del baño es imprescindible el sustituir la bañera por una ducha ya no solo por seguridad o por si viven personas mayores sino para modernizar el baño. El presupuesto, cómo no, varía según el tipo de ducha, la mampara o los grifos elegidos pero por regla general se puede rondar los 1.000 euros. La cosa cambia si también reemplazamos sanitarios, suelo y paredes que suponen una inversión de hasta 4 veces más y por ende revaloriza aún más tu vivienda

Reformas en la cocina

Pues actualizar la cocina de tu casa simplemente con un pase de pintura por los azulejos y los muebles pero siempre es mejor optar por una reforma sino integral total de la cocina. Puedes cambiar el suelo y la encimera de granito o mármol y renovar los electrodomésticos por otros más eficientes -esto es aconsejable-. Sigues sumando más valor a tu casa, no lo olvides.

Elimina tabiques

Aprovecha mejor el espacio disponible y no te cortes al tirar tabiques. Puedes aprovechar para unir dos habitaciones pequeñas, crear ipso facto una cocina abierta al salón, disfrutar de espacios más diáfanos… obviamente la cosa cambia si el tabique es estructural cuya eliminación puede afectar a la estabilidad del edificio. En cualquier caso, no te olvides de pedir las obras pertinentes al ayuntamiento

Cambia las ventanas

Que los ruidos no te echen para atrás cara a vivir en una gran avenida. Una buena carta de presentación en una casa son las ventanas que además mejoran el aislamiento térmico y acústico de la vivienda. Una opción al alza es la de instalar ventanas de doble acristalamiento con rotura de puente térmico ayudando a disminuir el consumo de calefacción y aire acondicionado. Aumentarás tu presupuesto para esta reforma pero gastarás a la larga menos energía y revalorizarás tu vivienda.

Renovar el suelo

Qué duda cabe que el suelo es muy importante en el estado y presentación de una casa. Puedes aumentar el valor de la misma instalando suelos laminados de gran durabilidad y con una gran variedad de texturas y acabados, además se pueden instalar sobre el suelo antiguo sin necesidad de levantarlo y su precio medio aproximado ronda los 25 euros/m2.

Pinta las paredes

Es cualquier reforma pintar las paredes es obligatorio, algo que cambia la percepción física que podemos tener de esta. Moderniza tu casa incluyendo SOLO alguna pared de color y no dudes en usar el blanco que aporta luminosidad y sensación de mayor tamaño si quieres venderla.

Un armario empotrado

Todo son ventajas con los armarios empotrados que te ayudan a aumentar la capacidad de almacenaje de la vivienda. Opta por aquellos con puertas correderas para ahorrar aún más espacio.

Puertas

Otro aspecto que revalorizará tu vivienda es la sustitución de puertas por otras nuevas. Puedes también lacarlas o, simplemente, limpiarlas y cambiarles el tirador para darles un aire más renovado.