De todos los diseños inmobiliarios que existen para un hogar, un loft resulta una de las alternativas más comentadas debido a su extravagancia y a las altas ventajas que ofrece. Desde su nacimiento a mediados de los años 50 en ciudades como New York, esta opción de gran aspecto sigue captando la atención de cientos de personas por la siguiente información que verás a continuación.

Vivir en un loft supone una lista de grandes ventajas. Pero como todo no es color de rosa, también debes estar al pendiente de las desventajas que trae residir en un hogar con este diseño. A continuación podrás conocer tanto los pro como los contras de vivir en un loft, así llegarás a una solución de acuerdo a tus gustos y necesidades.

Ventajas de vivir en un loft

  • Más espacio, siempre algo importante: Para aquellos que desean un hogar que presuma bastantes espacios, vivir en un loft puede ser la mejor alternativa. El no tener divisiones y  puertas da lugar a que los espacios se distribuyan mejor. De esta manera, se pueden mezclar varias secciones del hogar en una sola realmente fantástica.
  • Más luz natural: La luz natural es otro indispensable al cual se le suele prestar mucha atención. Por esta razón, si estás pendiente de este apartado no hay nada mejor que vivir en un loft que cuente con más ventanas y luz natural.
  • Mejor al momento de limpiar y ordenar: En la mayoría de los casos, la limpieza puede ser una tarea más sencilla si se habita en un loft de gran tamaño. Incluso, ordenar todo tipo de cosas puede ser más fácil cuando los espacios están bien distribuidos y hay exceso de dimensiones.
  • Más opciones de decoración de espacios: Si te gusta decorar tu sala de estar, el comedor y demás secciones del hogar con ideas creativas, entonces un loft es la mejor oportunidad para que saques toda la chispa que llevas dentro y te conviertas en un profesional en el área.

Desventajas de vivir en un loft

  • La calefacción puede no ser la mejor: Al ser espacios abiertos, la calefacción no se puede concentrar en una sola área específica. Esto aplica para regiones realmente frías y con temperaturas bajas.
  • Los olores de la cocina: Igualmente, un loft permite que la cocina se una a las demás partes del hogar, pero esto puede traer consigo la expansión de los olores por la sala de estar y otras secciones.
  • Menos privacidad: Esto entra en momentos donde estás preparando una comida y tienes visita en la sala de estar, etcétera.
  • Más ruidos: Se pueden combinar los ruidos de todos los lugares y es probable que esto llegue a causarte molestia tras el paso de los días.

Y aquí acabaste de observar 4 ventajas y 4 desventajas de vivir en un loft. Si tienes alguna pregunta no dudes en dejárnosla en la sección respectiva, desde allí te responderemos sin ningún compromiso.