La isla de cocina es un recurso muy interesante que nos brinda un espacio extra para preparar las comidas, almacenar utensilios y también para comer. Además, aporta una presencia estética única al espacio. Y no conforme con lo anterior, también destaca por ser utilizada en diferentes posiciones.

Sabiendo esto, a continuación podrás encontrar hasta 5 opciones que varían de tamaño y diseño, así tendrás alternativas extras para decantarte para tu cocina.

En el centro de la estancia

Isla de cocina en el centro

Todo un atractivo para dar protagonismo a este bonito espacio. Podéis utilizar diferentes diseños, materiales y colores de acuerdo a tu estilo decorativo, la idea es que haya una perfecta armonía con el resto del mobiliario. Es importante tener espacio disponible para poder moverte cómodamente alrededor de la isla. Por ejemplo podéis elegir un modelo cuadrado con algún área para almacenar.

A día de hoy existen modelos de diseños modernos que te van a dejar con la boca abierta. Por ejemplo, modelos ovalados o semicirculares que le darán mayor dinamismo al espacio.

En forma de U

Isla en forma de U

La distribución de una cocina en U nos permite varias posibilidades. No importa si es grande o pequeña, siempre y cuando esté bien distribuida. Por ejemplo, dejando el centro libre podéis elegir una isla usando uno de sus lados como barra de cocina. Algunos modelos dejan ver un diseño en U más abierto o más cerrado. En materiales como el mármol o granito podéis tener una isla muy sofisticada y elegante.

Isla en cocina minimalista

Isla en estilo minimalista

Este estilo se caracteriza por no recargar los espacios y simplicidad. Por ello, una excelente opción es optar por un diseño sencillo que destaque sus líneas rectas y simples. Elaborada en madera en su color original, material que no debe faltar en este estilo decorativo, además combinado con el color blanco, la mezcla perfecta para alcanzar el equilibrio y la armonía perfecta.

Pequeña, pero funcional

Isla de cocina pequeña

No necesitas de grandes espacios para poder disfrutar de este elemento en tu casa. Que tu espacio no te frene de tener este gran aliado en tu cocina. Por ejemplo, en color blanco nunca falla para dar sensación de luminosidad y amplitud, a los espacios, con cajones para almacenar le dará mayor funcionalidad. Tu espacio puede ser más confortable con este pequeño elemento que podrás usar también como separador visual con el comedor.

En colores vibrantes

Isla en colores decorativos

Es cuestión de gustos, para los más atrevidos los colores vibrantes en este mobiliario y algunos accesorios son una opción genial, ya que llenan la cocina de vida, color y vitalidad. Por ejemplo, el color rojo, verde, amarillo, naranja o azul son algunos de los colores que más se usan. No importa si ya tienes una isla en la cocina, pero quieres darle un nuevo look. Entonces esta es una opción para modificar los revestimientos y colores con algún material vivo.

Es importante no recargar el color, como dicen utilizarlo en su justa medida para no cansar la vista si se pasa mucho tiempo en la cocina.

¿Cuál de estos modelos te ha gustado más para tu cocina?